RECIBE TODOS LOS DÍAS POR WHATSAPP LA VERSIÓN IMPRESA DIGITAL

A UN AÑO DEL ASALTO AL CAPITOLIO

Segunda parte

Más allá de identificar y arrestar a los participantes en el asalto al Capitolio, ocurrido el 6 de enero de 2021, el Departamento de Justicia, el Buró Federal de Investigaciones (FBI) y otras agencias, continúan investigando si hubo una planificación previa del ataque y quiénes fueron los organizadores. A esto se le sumó la acusación de un grupo de congresistas demócratas que sospechaban que los asaltantes pudieron haber contado con el apoyo de algunos de sus colegas de la bancada republicana.

Miembros de la comisión selecta de la Cámara de Representantes que investiga los disturbios del 6 de enero en el Capitolio dijeron el pasado domingo 2 de enero de 2022, que tienen testimonios importantes sobre las comunicaciones con el expresidente Donald Trump el día del mortífero ataque.

La representante de Wyoming Liz Cheney, vicepresidenta de la comisión y una de sus dos miembros republicanos, dijo a ABC News que el panel tiene “testimonio de primera mano” de que durante el ataque la hija de Trump y entonces asesora principal Ivanka Trump le pidió que interviniera. Y el representante Bennie Thompson, demócrata de Mississippi, dijo a CNN que el panel tiene “testimonios significativos” de que a la Casa Blanca “se le había dicho que hiciera algo”.

“Sabemos de su hija… tenemos testimonio de primera mano de que su hija Ivanka fue al menos dos veces a pedirle que “por favor, detenga esta violencia””, dijo Cheney a ABC News. CNN informó previamente sobre algunas de estas interacciones, descritas en el libro “I Alone Can Fix It”, de los periodistas de The Washington Post Carol Leonnig y Philip Rucker.

Thompson dijo a Dana Bash, de CNN, en el programa “State of the Union” el domingo: “Tenemos testimonios significativos que nos llevan a creer que la Casa Blanca había recibido mensajes para hacer algo. Queremos verificarlo todo para que, cuando produzcamos nuestro informe y cuando tengamos las audiencias, el público tenga la oportunidad de verlo por sí mismo”.

Y añadió: “Bueno, lo único que puedo decir es que es muy inusual que cualquier persona a cargo de algo vea lo que está pasando y no haga nada”.

Preguntado sobre si cree que las acciones del entonces presidente Trump durante la insurrección justifican una remisión penal, Thompson respondió: “No lo sabemos […]. Si hay algo que encontremos como comisión que creamos que justifique una remisión al Departamento de Justicia, lo haremos”.

Comentarios sobre Ivanka Trump, unos días antes del primer aniversario del ataque

Los comentarios llegan días antes del primer aniversario del ataque, en el que una turba a favor de Trump superó temporalmente a los agentes de la ley e irrumpió en el Capitolio, atacando a los agentes y destruyendo partes del emblemático edificio. El caos resultante provocó la muerte de varias personas el día del ataque o poco después, mientras que varios agentes que actuaron en el Capitolio durante el ataque murieron posteriormente por suicidio.

La comisión presidida por Thompson lleva investigando el atentado y los acontecimientos que lo precedieron desde 2021. Gran padre del trabajo de esta comisión se ha realizado a puerta cerrada, y no se espera un informe provisional sobre sus conclusiones hasta el verano.

El presidente de la comisión dijo el domingo que el panel tiene “algunas preocupaciones” sobre el posible fraude financiero de Trump y sus aliados en torno a la insurrección.

“Es altamente preocupante por nuestra parte que la gente recaude dinero para una actividad y no podamos encontrar el dinero que se gasta para esa actividad en particular”, dijo Thompson. “Así que seguiremos analizándolo y la financiación es una de esas cosas que seguiremos analizando muy de cerca”.

Tampoco quiso decir si el panel planea citar a miembros del Congreso, como el representante Jim Jordan, de Ohio, aliado de Trump, para que cooperen con la comisión.

“Esperaría que esos individuos que juraron su cargo como miembros del Congreso se presentaran”, dijo. “Por eso les hemos pedido que se presenten voluntariamente”.

 

“Sala de guerra”

 

Thompson señaló que el panel todavía trabaja con los testimonios y documentos de los testigos sobre la “sala de guerra” improvisada en el Hotel Willard de Washington que fue dirigida por Rudy Giuliani y Steve Bannon, aliados de Trump, el día del ataque.

“Parte de nuestro trabajo es intentar acceder a los registros de ese día, quién pagó por ello. Bernie Kerik es significativo. Empezó a cooperar con nuestra comisión, esperamos que esa cooperación continúe”, indicó. “Se ha pedido al hotel que nos proporcione información, así que estamos en el proceso de hacer nuestra investigación”.

CNN informó previamente que Kerik, el excomisionado de policía de la ciudad de Nueva York, hizo públicos los correos electrónicos que lo muestran cortando los pagos de una suite de habitaciones en el hotel, donde funcionó la “sala de guerra” de Trump después de las elecciones, e indicando a Giuliani que pagara parte de la cuenta.

“Claramente no puede estar nunca más cerca del Despacho Oval”

Durante la entrevista con ABC, Cheney reiteró sus fuertes reservas sobre la idoneidad de Trump para un futuro cargo.

“Cualquier hombre que no lo haga, cualquier hombre que provoque un asalto violento al Capitolio para detener el recuento de los votos electorales, cualquier hombre que vea por televisión cómo se golpea a los agentes de policía, cómo sus partidarios invaden el Capitolio de Estados Unidos, está claramente incapacitado para un futuro cargo”, dijo Cheney. “Claramente no puede estar nunca más cerca del Despacho Oval”.

Al preguntársele si cree que la investigación y el informe de la comisión pueden hacer cambiar las opiniones, Cheney dijo que tiene esperanzas porque el trabajo se realiza sobre una base bipartidista.

“Es un trabajo que reúne a un grupo de personas que tienen puntos de vista políticos muy diferentes, pero que se unen cuando los temas tienen que ver con la defensa de la Constitución, y eso me da esperanzas”, indicó.

El panel está trabajando con el objetivo de publicar un informe provisional con las conclusiones iniciales para este verano (del hemisferio norte), dijo un asesor de la comisión a CNN, y un informe final después del próximo otoño.

Los miembros de la comisión que investiga el asalto al Capitolio dijeron que esperan presentar más del trabajo realizado en un entorno público este año, lo que incluiría audiencias que esbocen la historia de lo que ocurrió el 6 de enero. Todavía no se fijó el calendario concreto de estas audiencias.

La fuente dijo que el momento de la publicación de estos posibles informes, de los cuales informó por primera vez The Washington Post, está sujeto a cambios.

“No tenemos una fecha específica”, dijo Thompson a CNN el mes pasado, cuando se le preguntó cuándo comenzaría el panel a celebrar audiencias públicas. “Pero tendremos algunas audiencias continuas que se prolongarán un buen rato. Será un tipo de audiencia no tradicional”.

Opinión.salcosga@hotmail.com

@salvadorcosio1 

 

NOTICIAS RELACIONADAS